Escuela Sabática

Recientes

Navigation

Infantes | Lección 12: Abraham al rescate | 1er Trimestre 2020 | Año A

Lección Infantes 1er Trimestre 2020, Infantes 1 Trimestre 2020

Lección 12 de Infantes
ABRAHAM AL RESCATE


Lección Infantes 1er Trimestre 2020

Textos clave y referencias:
GÉNESIS 14;
PATRIARCAS Y PROFETAS, CAP. 12, PP. 113-116.

Versículo para Memorizar:
«No voy a tomar nada de lo que es tuyo»
(GÉNESIS 14: 23).

Mensaje:
Servimos a otros por amor.



¿Quién te ayuda cuando tienes problemas o miedo?Abraham ayudó a Lot cuando sus enemigos lo capturaron y lo llevaron cautivo. Sucedió así...

Abraham se sentó cerca de la puerta de su tienda, disfrutando la brisa fresca de la tarde. Repentinamente se paró y se puso la mano sobre los ojos para hacerse sombra. Podía ver a un hombre que corría hacia él. Abraham salió a recibirlo.
—Oh, Abraham —dijo el hombre jadeante—. Ha habido una gran batalla. El rey de Sodoma y otros cuatro reyes fueron a pelear contra sus enemigos.

El hombre respiró profundamente. Abraham lo miró preocupado. Su sobrino, Lot, vivía en Sodoma.
—¿Qué pasó? —preguntó Abraham.
—El rey de Sodoma y los cuatro reyes perdieron la batalla. Los reyes enemigos capturaron a Sodoma y las otras ciudades. Se llevaron toda la comida y el oro, los animales y la gente. Se llevaron a tu sobrino Lot y a su familia.
—Descansa aquí —dijo Abraham, y luego se fue a orar a Dios para que lo guiara.


Pronto Abraham reunió a sus siervos y les comunicó su plan. Tres vecinos y sus hombres se les unieron. Buscarían a los reyes enemigos y los seguirían. Pero esperarían para atacar hasta que el enemigo estuviera acampado por la noche.

Esa noche, Abraham y sus hombres sorprendieron a los reyes enemigos. Los reyes enemigos salieron huyendo, dejando detrás el oro, la comida, los animales, y la gente.
—Oh, tío —exclamó Lot cuando vio a Abraham— ¡Estoy tan contento de verte!
—Vamos a casa —dijo Abraham. Así que las personas recogieron el oro, la comida y los animales, y siguieron a Abraham. Abraham había ganado la batalla, eso le daba derecho a quedarse con la gente y con todas sus cosas, si quería.


Cuando iban llegando a la casa de Lot, dos hombres vinieron a encontrarlos. Melquisedec, el rey de una ciudad llamada Salem y sacerdote de Dios, trajo comida para Abraham y sus hombres. Bendijo a Abraham y dijo:
—Bendito sea el Dios Altísimo, que entregó a tus enemigos en tu mano.

Abraham sabía que era Dios quien le había dado la victoria. Él estaba muy agradecido; entregó el diezmo de Dios (uno de cada diez animales y una de cada diez piezas de oro) a Melquisedec, sacerdote de Dios.


El otro hombre, el rey de Sodoma, dijo a Abraham:
—Regrésame las personas, y quédate con todas las demás cosas.

Él sabía que todo pertenecía a Abraham porque este había ganado la batalla. Pero Abraham no quiso nada.
—No fui a la batalla para hacerme rico —le dijo—. Y no aceptaré nada.
Solamente pidió la comida que sus hombres ya habían comido, y parte del botín para los tres jefes que lo habían ayudado. Abraham estaba feliz de servir a otros por amor.

Nosotros también podemos servir a los demás por amor.

https://recursosdesperanza.blogspot.com/2019/08/leccion-escuela-sabatica-adultos-esdras-y-nehemias.html https://recursosdesperanza.blogspot.com/2019/08/leccion-escuela-sabatica-adultos-esdras-y-nehemias.html https://recursosdesperanza.blogspot.com/2019/09/LES-01-esdras-nehemias.html

Dios lo bendiga!!!

Compartir

Postea un comentario:

0 comentarios:

Escribe tu comentario.